Tres aspectos del Budismo: Hinayana, Mahayana, Ekayana

Autores: Carmen Dragonetti y Fernando Tola

En el siglo VI después de Cristo el Brahmanismo reinaba supremo en el pensamiento religioso y filosófico de la India. Heredero de las viejas tradiciones védicas, enriquecido por la sutil y sistemática especulación litúrgica de los brahmanes y vivificado por la tendencia mística característica de la India, el Brahmanismo se centra alrededor de una idea de grandiosas proyecciones: Brahman, lo Absoluto, la Verdad de la Verdad, el Ser único y sin segundo, la Sustancia de privilegiado status que existe en sí y por sí, como el ens realissimum, como el fundamento más profundo de la realidad, al cual sólo se llega en el curso de una experiencia trascendente. Como la expresión más rotunda del humanismo filosófico que nos brinda la historia del pensamiento humano, el Brahmanismo postula la existencia del atman, el “uno mismo” auténtico, el verdadero hombre, idéntico a Brahman en esencia y excelsos atributos. Una formulación upanishádica famosa expresa esta identidad: tat tvam asi: “Tú eres Aquello”.

Cita:

Tola, F. & Dragonetti, C. (2005), “Tres aspectos del Budismo: Hinayana, Mahayana, Ekayana”, Kokoro, Journal of The Essential Lay Buddhism Study Center, 1: 65-78.